MANTEN TU PIEL NATURAL

noviembre 13, 2009

Por años y años rara vez pensamos en las arrugas hasta que se reflejan en el espejo y es tarde para prevenirlas. La obsesión por corregirlas con productos de acción rápida de resultados visibles instantáneos, nos revela que la prevención no ha sido parte de nuestra cultura. Y sin embargo la prevención es la clave para minimizar los signos del envejecimiento del órgano más grande de nuestro cuerpo, la piel.

Aunque la forma en que cada uno envejece se debe en gran parte a factores genéticos, el aceleramiento de este proceso también es causado primordialmente, por algunos malos hábitos como el tabaquismo, el consumo excesivo de alcohol y una mala nutrición. Además nos afectan el estrés, la contaminación ambiental, la exposición excesiva al sol sin ninguna protección y la falta del hidratante más importante, por lo menos dos litros de agua pura diariamente.

Los productos para el cuidado de la piel realmente pueden ayudar, pero debemos elegir lo adecuado para cada quien con mucho cuidado. Principalmente tenemos que considerar el grado del Filtro de Protección Solar que ofrece el producto (en inglés SPF de 15 o más), los ingredientes que contiene y el tipo de piel que tenemos (seca, grasa o mixta). Tu piel natural con ayuda de la naturaleza.

Los expertos en el cuidado de la piel nos informan de los beneficios de los antioxidantes, los radicales libres, los alfahidroxiácidos, el retinol, el colágeno y los filtros ultravioleta entre muchas otras cosas, descubiertas o elaboradas en el laboratorio para la fabricación de cosméticos. No hay razón para posponer la batalla contra las arrugas, las manchas y otros problemas de la piel.

Con un producto correctivo o reparador, vemos rápidamente un notable y dramático mejoramiento de la piel, pero con un producto protector, los resultados no son inmediatos ni necesariamente obvios instantáneamente “pero” si lo usas hoy, dentro de algunos años lucirás más joven, habrás prevenido los signos del envejecimiento“.

La mayoría de las cremas y lociones ayudan a mejorar la piel reseca porque contienen ricos humectantes, pero si tu piel es más bien grasosa, busca una fórmula sin aceites. Y si tu piel es excesivamente seca, lo mejor es optar por la crema en lugar de una loción.

Siguiendo la idea de proteger y prevenir en vez de corregir, nunca se es demasiado joven para comenzar a cuidar nuestra más preciada vestimenta, la que traemos de nacimiento y no podemos cambiar como cambiamos nuestro guardarropa.

Mirarse en el espejo es casi un reflejo condicionado por la satisfacción de encontrarse con la belleza. Pero solo hasta que el espejo nos devuelve nuestro retrato, reflejando todos los descuidos por la falta del compromiso para conservarnos, nos volvemos precavidos con el sol o evitamos las exageradas carcajadas y las cambiamos por discretas sonrisas.

Procuramos no hacer gestos y expresiones que dejen su huella en nuestra cara, y nos volcamos a comprar cualquier cosa que prometa borrar el tiempo y nuestro descuido. Nos untamos lo que sea, e incluso arriesgamos nuestra vida y nos endeudamos con la cuenta de una cirugía plástica.

La naturaleza es la fuente de la belleza” dice el botánico francés Yves Rocher, quien desde que creó su primer laboratorio de elaboración de cosméticos, hace cuarenta años, nunca ha perdido de vista que el cuidado de la belleza es más efectivo cuando se trabaja naturalmente en armonía con la piel.

Si Ponce de León realmente hubiera descubierto la “fuente de la eterna juventud” no tendríamos que preocuparnos. Mucho menos de saber que las mujeres envejecemos más rápidamente que los hombres, o cuando menos se nos nota más la edad que a ellos, debido a los diferentes cambios hormonales que experimentamos desde que somos adolescentes, pasando por el embarazo hasta llegar a la menopausia.

Una vez que la menopausia arriba, muchas mujeres padecen de cambios como la disminución en la producción de aceites naturales de la piel, pérdida de la elasticidad, y una reducción significativa en el proceso de rejuvenecimiento por falta de regeneración de las células de la epidermis. Dependiendo de la edad, los factores de la herencia y el estilo de vida, el proceso de envejecimiento será más rápido o más lento.

Envejeceremos de cualquier manera, pero viviendo y manteniendo un estilo de vida saludable a través de los años, incrementamos nuestras oportunidades de un equilibrio más completo, especialmente cuando se trata de nuestro órgano más visible, nuestra piel.

Si sabemos elegir el producto apropiado en cada caso, cualquiera de nosotros puede tener una buena complexión y una apariencia hermosa a cualquier edad. La clave es proteger y prevenir para no tener que lamentar, pero sobre todo es indispensable ser disciplinado y constante.

Fuente:  La Opinión

…………………………………………………………………………………………………

Te invitamos a conocer la línea de productos naturales para el cuidado de la piel de la marca Herbalife:

Para el cuidado diario
Soluciones específicas
Revitalizadores de la piel
Línea Premium Anti-Age

Marca y Comparte

Anuncios

CORAZON: ¡FACTORES DE RIESGO!

octubre 2, 2009

Las enfermedades cardiacas y los accidentes cerebrovasculares son la principal causa de muerte del mundo. Se estima que anualmente mueren víctimas de esa enfermedad 17,5 millones de personas. Por esa razón se creó el Día Mundial del Corazón, para concienciar más a la población sobre el riesgo de sufrir una enfermedad coronaria o un derrame cerebral, y fomentar la prevención.

Según cálculos para el año 2025 más de 1.500 millones de personas mayores de 25 años, sufrirán hipertensión. Este es uno de los factores principales que ocasionan enfermedades cardiovasculares e infartos, primera causa de mortalidad del mundo. La hipertensión no presenta síntomas visibles, y por ello el único modo de saber si se padece es consultar al especialista.

Con motivo de la fecha, La Federación Mundial del Corazón organiza diferentes actividades. Desde paseos, carreras, charlas públicas, foros científicos, exposiciones, conciertos, eventos deportivos, entre otros.

Factores de riesgo
Los factores de riesgo de las enfermedades cardiacas y de los accidentes cerebrovasculares se dividen en dos grupos. Los factores modificables o que podemos controlar, y los no modificables o que se nos hace imposible controlar.


Factores modificables
• Hipertensión arterial
– Factor de riesgo número uno del accidente cerebrovascular y factor principal de aproximadamente la mitad de las enfermedades cardiacas y de los accidentes cerebrovasculares.
Colesterol alto en sangre – Causa alrededor de un tercio de las enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares en todo el mundo y tiene dos clases; el así llamado colesterol bueno (HDL) y el colesterol malo (LDL). Un nivel alto de triglicéridos, otro tipo de grasa presente en la sangre, también está asociado con las enfermedades cardiacas.
• Niveles altos de glucosa – Los diabéticos son dos veces más propensos a sufrir este tipo de enfermedades.
Tabaquismo – Los fumadores corren el doble de riesgo que los no fumadores.
Sobrepeso/obesidad – Aumenta el riesgo de desarrollar hipertensión arterial, diabetes y arterias rígidas u obstruidas. Un elevado índice de masa corporal (IMC),también aumenta el riesgo. La acumulación de grasa abdominal es otro indicador de riesgo.
• Sedentarismo – Aumenta en un 150% el riesgo de desarrollar enfermedades cardiacas.
• Dieta – Demasiada sal puede provocar hipertensión arterial; demasiada grasa puede provocar obstrucción arterial; y un consumo reducido de frutas y verduras origina cerca del 20% de los casos de enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares del mundo.

Factores no modificables
• Edad – La acumulación y desarrollo de factores de riesgo resulta más peligroso en los grupos de edad más avanzada.
Historial familiar – Si un padre o hermano ha sufrido una enfermedad coronaria o un accidente cerebrovascular antes de los 55 años (en el caso de los hombres) o de los 65 años (en el caso de las mujeres), el riesgo es mayor.
• Género – Los hombres corren mayor riesgo de sufrir una enfermedad cardiaca que las mujeres premenopáusicas. Tras la menopausia, sin embargo, el riesgo de las mujeres es similar al de los hombres.

Un asesino silencioso
Se calcula que para el año 2025 más de 1.500 millones de personas, aproximadamente uno de cada tres adultos mayores de 25 años, padecerán de hipertensión, uno de los factores principales individuales de riesgo de las enfermedades cardiovasculares y de los infartos, primera causa de mortalidad del mundo. La hipertensión no presenta síntomas visibles, y por ello el único modo de saber si se padece es consultar al especialista.

La hipertensión arterial aunque no presenta síntomas visibles, puede provocar daños importantes en el corazón y las arterias y aumentar el riesgo de sufrir una enfermedad cardiaca o un accidente cerebrovascular.

Las personas con hipertensión arterial tienen tres veces más riesgo que las personas con una tensión arterial normal. Para saber si padece hipertensión, lo único que puede hacer es acudir
a un especialista de la salud. Es necesario repetir las mediciones más de una vez, ya que la tensión arterial puede fluctuar de un día para otro.

Positivo es que la hipertensión arterial se puede corregir cambiando varios aspectos de nuestro estilo de vida, como por ejemplo reduciendo el consumo de sal, aumentando la actividad física y/o tomando ciertos medicamentos si es necesario.

¡Reduzca sus riesgos!
• Coma más fruta y verdura
– Coma por lo menos cinco porciones de fruta y verdura al día.
Realice actividad física – 30 minutos de actividad enérgica al día bastan para reducir la tensión arterial.
Consuma menos sal y evite la comida precocinada – Intente limitar el consumo de sal a menos de cinco gramos al día (equivalentes a una cuchara de café).
• Deje de fumar – Su riesgo de contraer una enfermedad coronaria se reducirá a la mitad en un año y volverá a su nivel normal en un plazo de 15 años.
• Mantenga un peso saludable – Perder peso, especialmente si va unido a un menor consumo de sal, reduce la tensión arterial.

La Federación Mundial del Corazón
La Federación Mundial del Corazón está comprometida en ayudar a la población mundial a conseguir una vida mejor y más larga a través de la prevención y el control de las enfermedades cardiovasculares y los accidentes cerebrovasculares, en especial en los países de rentas bajas y medias. Está compuesta por 196 sociedades miembros de fundaciones cardiológicas de más de 100 países que cubren las regiones de África, América, Asia-Pacífico y Europa.

Fuente: Radio Nederland Wereldomroep

……………………………………………………………………………

¿Te gustaría saber qué tan sana es tu alimentación?

Realiza nuestra Evaluación Nutricional Gratuita, y recibirás un reporte imprimible con sugerencias sobre qué hábitos debes modificar de tu dieta, ejercicio y conducta para seguir un estilo de vida saludable y activo.

¡Anímate!, sólo haz clic aquí.

Marca y Comparte


¿USTED FUMA? CUIDE SUS PULMONES

abril 30, 2009

Sanidad recupera el plan para imponer imágenes de impacto en el tabaco – Canadá, Brasil, Bélgica y otros 17 países ya han introducido la medida.

Más de cuatro años después de que la Comisión Europea autorizase incluir imágenes impactantes de los males que produce el tabaco en las propias cajetillas España estudia ahora introducirlas. La medida, guardada en un cajón desde que en 2003 la entonces ministra de Sanidad Ana Pastor (Partido Popular) declarase que la apoyaba como forma de combatir la adicción, está implantada ya en más de 20 países. Cada vez que van a encender un cigarrillo, los fumadores de Bélgica, Reino Unido y Rumania (en estos dos últimos países la normativa al respecto entró en vigor el año pasado) ven un pulmón destrozado, un tumor en carne viva en el cuello de un hombre o una dentadura podrida en los paquetes que abren. Imágenes disuasorias directas a la mente que llevan ya años decorando las cajetillas en Brasil, Canadá o Tailandia.

Aún no hay fecha para introducir el nuevo etiquetado en España, según el ministerio de Sanidad. Pero ya se está estudiando cómo hacerlo, aseguran. Para ello, en 2004 la UE creó y aprobó un catálogo con 42 imágenes que hacen alusión a las consecuencias negativas del consumo de tabaco. Bruselas seguía así la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que asegura que las imágenes son más poderosas que las palabras para disuadir a los fumadores. “Advertencias y mensajes fuertes en los paquetes de tabaco reducen el número de niños que empiezan a fumar y aumentan el número de fumadores que desean dejar de hacerlo”, dice la OMS.

La Asociación Empresarial del Tabaco, que representa a la mayoría de las compañías tabaqueras en España, y normalmente muy parca en palabras, rehusó ayer hacer comentarios sobre el plan de la ministra de Sanidad y Política Social, Trinidad Jiménez.

“La inclusión de elementos gráficos destinados a disuadir en las cajetillas no se ha llegado a abordar nunca seriamente en España”, critica Rodrigo Córdoba, presidente de la Comisón Nacional para la Prevención del Tabaquismo. “El Gobierno lleva dos años instalado en la autocomplacencia sin tomar ninguna iniciativa. Si no son capaces de reformar la ley fiscal ni de hacer una campaña educativa para evitar el consumo de tabaco, al menos que siga el ejemplo de otros países e introduzca las fotografías en los paquetes de tabaco”, añade.

Para Córdoba y muchos otros expertos la esquela con las leyendas: “Fumar mata” o “Fumar provoca cáncer“, introducidas en España en 2002, se han quedado cortas. De hecho, varias instituciones sanitarias y centros de investigación internacionales han declarado que esas advertencias sanitarias en forma de texto en los paquetes de tabaco dejan de tener efecto con el tiempo y que lo mejor sería añadirle fotografías y cambiarlas periódicamente. Es decir, que la efectividad reside en la combinación de ambos elementos preventivos. Además, a mayor tamaño del mensaje y mayor dureza en su contenido más disuasión en el fumador.

Los datos del Eurobarómetro con el que la UE mide la opinión de sus ciudadanos revelaban el mes pasado que sólo el 26% de la población piensa que los mensajes actuales en forma de esquela ayudan a fumar menos. Sin embargo, el 62% de los europeos cree que la inclusión de las fotografías ayudaría a no fumar. Siguiendo estos datos, los gobiernos de Suiza y Letonia ya han aprobado la inclusión de esos elementos en sus cajetillas. La medida entra en vigor en 2010.

Fuente: ElPais.com

Marca y Comparte


PELIGROS DE LA OBESIDAD EN LA ADOLESCENCIA

abril 2, 2009

Ser un joven obeso o fumador habitual duplica el riesgo de muerte prematura.

CRISTINA G. LUCIO

MADRID.- El tabaco tiene peor imagen que el sobrepeso. Mientras que el cigarrillo es, para muchos, un símbolo claro de peligro para la salud; los kilos de más siguen sin provocar demasiado miedo a quienes los cargan. La realidad, como vuelve a poner de manifiesto otro estudio, es que ambos son un pasaporte igual de válido hacia la enfermedad.

Este trabajo, publicado en la edición ‘on line’ de la revista ‘British Medical Journal‘, muestra lo peligroso que resulta llevar hábitos de vida poco saludables en la juventud. Según sus datos, tanto ser un adolescente obeso como fumar más de 10 cigarrillos al día en esa época duplica las posibilidades de morir de forma prematura.

Los autores de este trabajo, miembros del Instituto Karolinska (Estocolmo, Suecia), llevaron a cabo un seguimiento a 45.920 varones suecos que, entre 1969 y 1970, habían pasado las pruebas para realizar el servicio militar.

Además de evaluar su peso, talla, índice de masa corporal y hábitos de consumo de tabaco, los investigadores siguieron la evolución de cada participante durante nada menos que 38 años; un tiempo durante el cual fallecieron un total de 2.897 hombres.

Medidas urgentes

La confrontación de los datos disponibles puso de manifiesto que la tasa de muertes era mucho mayor –se duplicaba– entre aquellos que presentaban obesidad o consumían más de 10 cigarrillos al día.

La mortalidad también era mayor entre los participantes presentaban sobrepeso o fumaban en menor medida, aunque la relación era menos significativa.

Para sorpresa de los investigadores, los individuos obesos que, además, fumaban, no presentaban, por el contrario, un índice de mortalidad mucho mayor que el del resto de sus compañeros.

Dado que su trabajo no ha podido esclarecer el porqué de esta paradoja, estos autores reclaman más estudios al respecto y recomiendan medidas inmediatas para frenar los altos índices de obesidad y tabaquismo que se registran en algunos países.

“En Suecia, el sobrepeso se ha triplicado y la obesidad se ha quintuplicado en varones adolescentes desde que se realizaron las primeras medidas para este estudio”, alertan.

Fuente: El Mundo Salud

Marca y Comparte


UNA FORMA PLACENTERA DE CUIDAR EL CORAZON

enero 21, 2009

Consejos para proteger el corazón: higiene dental, adoptar la dieta mediterránea y hacer ejercicio.

NUEVA YORK – Muchas medidas para proteger al corazón pueden resultar familiares -no fumar, controlar el colesterol y la presión arterial, hacer ejercicio en forma regular o mantenerse en un peso saludable-, pero existen otras que podrían sorprenderlo.

No es que los viejos consejos sean malos, sino que estaban basados en la mejor evidencia disponible, y todavía pueden ser de mucha ayuda. Pero a medida que se develan las razones bioquímicas de la mayoría de los ataques cardíacos, los consejos para evitarlos también están cambiando.

Y, es bueno saberlo, los nuevos consejos sobre dieta y ejercicio son menos rígidos. La comida es sabrosa, fácil de preparar y relativamente barata, y no hay que transpirar una hora al día para obtener beneficios del ejercicio.

Los factores de riesgo para la enfermedad cardíaca siguen intactos: colesterol elevado, hipertensión, fumar, diabetes, obesidad abdominal y sedentarismo. Pero detrás de ellos hay factores relativamente nuevos que quizá sean incluso más importantes como causas de ataques cardíacos, como por ejemplo la proteína C reactiva.

Este marcador de inflamación, junto con los factores de coagulación, cada día tiene más reconocimiento como causa del taponamiento de las arterias que llevan sangre al corazón. Una persona con colesterol normal, pero con proteína C reactiva elevada, presenta riesgo de sufrir un ataque cardíaco.

Dieta mediterránea

Los nuevos consejos dietarios están basados en una viejo hallazgo que precede al mantra de comer alimentos con bajo contenido de grasa. En el Estudio de Siete Países, publicado en 1970, sus autores hallaron que la enfermedad coronaria era más rara en Asia y en el Mediterráneo, donde los vegetales, los granos, las frutas y el pescado constituían la base de la dieta.

En contraposición, los países con las dietas con más carne roja y otros alimentos ricos en grasas saturadas presentaban tasas epidémicas de enfermedad coronaria. El hallazgo dio lugar a la ya conocida recomendación de reducir la ingesta de grasas, en especial las saturadas, y de reemplazarla por grasas no saturadas.

Lo que en ese momento no se tomó en cuenta es que la dieta mediterránea no tiene un bajo contenido de grasas, sino que sus principales fuentes de grasa -aceite de oliva, peces de aguas profundas, nueces, granos y ciertos vegetales- ayudan a prevenir la enfermedad coronaria al mejorar el colesterol y reducir la inflamación.

Recientes estudios han confirmado sus beneficios cardiovasculares, y han mostrado que esa dieta mejora seis marcadores distintos de inflamación y de coagulación, incluyendo la proteína C reactiva.

“La dieta mediterránea es fácil de adoptar: la comida es deliciosa y sus ingredientes se hallan en cualquier verdulería -dijo el doctor Michael Ozner, director del Instituto de Prevención Cardiovascular de Florida-. Uno debe preparar la mayor parte de las comidas, pero a medida que uno reduce la presencia de alimentos procesados, uno también reduce la inflamación.”

Entre los alimentos que reducen los marcadores de inflamación arterial están los pescados de aguas frías, como el salmón, el atún o la caballa, las semillas de lino, las nueces y el aceite de canola. Ozner recomienda cocinar con aceite de canola y dejar el aceite de oliva -más caro- para las ensaladas. Otros integrantes de la dieta mediterránea -los vegetales, las frutas y el vino tinto– poseen propiedades antioxidantes que ayudan a prevenir el colesterol malo.

Numerosos estudios recientes vinculan la enfermedad periodontal con un riesgo mayor de enfermedad coronaria, debido a que las enfermedades de las encías dan lugar a una inflamación crónica. Por eso, una buena higiene dental puede proteger el corazón tanto como los dientes.

Reducir el estrés crónico también es otro factor importante. El estudio Interheart, que observó el efecto del estrés sobre 27.000 personas, halló que éste duplicaba el riesgo de sufrir un ataque cardíaco. Practicar técnicas de relajación una o dos veces al día -como respirar profunda y rítmicamente con los ojos cerrados- pueden ser de gran utilidad. Ozner también recomienda la meditación, el yoga, rezar, la autohipnosis, reír, dormir la siesta, sacar a pasear al perro, tener un hobby y hacer ejercicio.

Hay estudios que muestran que bastan 15 minutos de ejercicio, cinco días a la semana, para reducir un 46% el riesgo cardíaco.

Autora: Jane E. Brody

Fuente: The New York Times

Marca y Comparte


DIETA SANA PARA EL EMBARAZO

abril 28, 2008

Es una evidencia decir que, durante el embarazo, la mujer debe cuidar en extremo su dieta, ya que la vida del recién nacido depende de la buena alimentación de la madre.

Sin embargo, se tiene la falsa creencia de que cuanto más se come, más sano nacerá el bebé. Las embarazadas tienen que comer en cantidad suficiente para sustentar a una pequeña vida, eso es cierto, pero sobre todo han de comer con variedad y calidad. Ambas son las máximas que deben regir en la dieta de una mujer encinta.

Normalmente una futura mamá engordará entre kilo y kilo y medio por cada mes de embarazo, lo que significa que aumentará entre 12 y 14 kilos de peso durante el periodo de gestación. Superar esas cifras representa un peso excesivo que supone un exceso de grasa para la madre y el niño.

Por supuesto, no ganar los kilos suficientes también es perjudicial para el bebé, sobre todo si el aumento de peso es inferior a los 4,5 kilos. Las dietas de adelgazamiento están totalmente prohibidas durante el embarazo ya que el feto recibe menos nutrientes de los que debería. Es nuestro médico el que irá vigilando el buen estado de salud de la madre y del niño, e indicará las correspondientes correcciones en la alimentación.

Una alimentación equilibrada
Las máximas de la dieta de una embarazada, como ya hemos dicho, deben ser calidad y variedad. Las comidas, por tanto, serán ricas en alimentos muy diversos, en los que estén presentes, de manera abundante, los alimentos frescos, fundamentalmente cereales, frutas, verduras, pescado, carnes, huevos y lácteos.

Además, de cada grupo de los mencionados, es necesario incluir todo tipo de productos para asegurarse de que se está recibiendo toda la cantidad de nutrientes que se necesitan en este periodo clave de la vida. Es importante insistir en que no se puede consumir de un tipo de alimento en exceso ni, cómo no, que falte cierto producto en la dieta.

Respecto a las necesidades calóricas de una embarazada, no son tantas como se ha creído tradicionalmente. Para el correcto desarrollo del feto es suficiente con incrementar 250 calorías más la dieta diaria. Es muy importante que gran parte de este aumento esté bien nutrido de proteínas (pescado, carne, huevos, legumbres y lácteos).

Proteínas, grasas y ácido fólico
Las proteínas de los productos de origen animal y de las legumbres son básicas para la dieta del ser humano y, por tanto, de la embarazada. Tampoco faltarán en su alimentación los vegetales (frutas y hortalizas) y los cereales, siempre ricos en fibra y sin azúcar. 

Por otra parte, hay que evitar el consumo de grasas, que provienen fundamentalmente de la bollería, los aperitivos de patata, las bebidas gaseosas azucaradas y los dulces. La sal es necesaria para el embarazo y no debe suprimirse de la dieta, pero hay que usarla con moderación y siempre prefiriendo la sal yodada.

La vitamina fundamental para las mujeres en estado de gestación es el ácido fólico. Perteneciente al grupo B, podemos encontrarla en las verduras de hoja verde, los espárragos, las legumbres y el hígado. Para las embarazadas es imprescindible tomar al menos 0,4 mg. de esta vitamina cada día, principalmente en las primeras semanas.

Una buena provisión de ácido fólico ayuda a proteger al feto de contraer ciertos defectos congénitos de la espina dorsal y del cerebro. Si se diesen casos de carencias de esta sustancia, ya que mediante la alimentación exclusivamente puede ser difícil obtener toda la cantidad que se necesita, el especialista puede recomendar complejos vitamínicos adicionales.

Hábitos alimenticios y saludables
Como costumbre sana, una mujer encinta debe hacer tres comidas diarias, aunque si se dan molestias estomacales, se pueden ampliar a cinco o seis raciones, reduciendo, como es lógico, la cantidad de alimentos en cada una de ellas. Para superar el hambre entre comidas, el queso, el yogur, el zumo, las frutas y las verduras deberán ser los mejores tentempiés, desechando las fuentes de grasa, como pasteles, aperitivos de patata o bebidas azucaradas.

Una mujer en estado de gestación requiere tener su cuerpo bien hidratado y por eso ha de beber mucho líquido. Se recomienda que, como mínimo, la futura mamá beba unos ocho vasos de líquido diario. El agua se puede complementar con un vaso de zumo de frutas y un par de vasos de leche.

Por otra parte, una embarazada deberá ser cauta con la ingesta de cafeína. Ha de tener cuidado con el café, el té, las bebidas estimulantes y el chocolate. Todos estos productos tienen cafeína en distintas cantidades y dicha sustancia debe suministrarse con moderación.

Respecto a otros hábitos, no alimenticios en este caso, está totalmente prohibido fumar y beber alcohol. También es esencial no tomar medicamentos que no hayan sido recetados por el médico.

Una guía para una dieta variada
A continuación exponemos una lista de los requerimientos diarios que necesita una embarazada por tipo de alimento. No olvides que se trata de una guía orientativa y que, en realidad, es un médico el que mejor te puede asesorar respecto a cada caso concreto:

Fruta (2-4 raciones): recuerda que una ración equivale a media taza de fruta cortada, una fruta mediana (como una pera o una manzana) o a tres ciruelas.

Cereales (6-11 raciones): una ración equivale a una rebanada de pan, 150 gr. de cereales o 100 gr. de arroz o pasta.

Lácteos (3-4 raciones): una ración es un vaso de leche, dos yogures, 150 gr. de queso fresco o un flan.

Proteínas (2-3 raciones): una ración es un filete de carne roja, de pollo, de pescado, o bien dos huevos.

Verduras (3-5 raciones): una taza de verduras crudas o media taza de verdura cocida.

Fuente: Facilisimo.com


DIETA PARA QUIEN DEJA DE FUMAR

octubre 24, 2007

¿Por qué se engorda al dejar de fumar?
Hay factores que al dejar de fumar predisponen a ganar peso. Dejar el tabaquismo afecta a las hormonas, al sistema nervioso, al sentido del gusto y del olfato, a la capacidad de digerir y asimilar los nutrientes de los alimentos. En el aspecto psicológico, influye en el padecimiento de ansiedad e insomnio que de alguna forma hay que combatir, y comer da la sensación de que se superan.

¿Qué sucede en nuestro cuerpo cuando se deja de fumar?
La nicotina es el componente más adictivo del tabaco. En la persona que fuma, dicha sustancia actúa disminuyendo su apetito, los movimientos musculares a lo largo de todo el sistema digestivo (en especial a nivel de estómago e intestino), necesarios para la digestión de los alimentos. Actúa también reduciendo la función de la vesícula biliar -almacén de bilis- necesaria para la asimilación de las grasas-, y de otras secreciones digestivas, lo que dificulta el aprovechamiento de los nutrientes de los alimentos.

No sólo la nicotina, sino el resto de componentes del tabaco, actúan sobre nuestro organismo. Por ello, cuando se deja de fumar el cuerpo acusa una serie de efectos a distintos niveles, como son:

Aumenta el estrés y la ansiedad, por un estímulo extra del sistema nervioso (se produce más adrenalina) lo que puede conducir a comer más de lo debido, y sobre todo peor, o alimentos más calóricos y menos nutritivos.

Mejora el sentido del gusto y del olfato. Se disfruta más de lo que se come. Esto puede hacer que se coma más cantidad de alimentos de los que se está acostumbrado, haciendo la dieta más calórica.

La digestión y el aprovechamiento de los nutrientes es más eficaz. El consumo de tabaco se acompaña de una mayor secreción ácida en el estómago. Cuando se deja de fumar los niveles de estas sustancias ácidas se normalizan y mejora el movimiento de las paredes intestinales con lo cual aumenta la absorción de los alimentos y mejora su asimilación.

Aún así, si se lleva a cabo una alimentación adecuada y se realiza algo de ejercicio, dejar de fumar no implica que forzosamente se vaya a engordar.

Razones para dejar de fumar.

Una vez se ha tomado en firme la decisión de dejar de fumar y se pretende romper con las cadenas que te atan a la nicotina, no está de más recordar las ventajas de abandonar el tabaquismo. Toma nota de las 10 primeras razones para dejar de fumar:

  1. Mejora la circulación y la oxigenación de la sangre.
  2. Se normalizan los niveles de presión arterial.
  3. Se reduce el riesgo que implica el tabaco frente a enfermedades bucales, de corazón y ciertos cánceres como el de garganta y pulmón.
  4. Desaparece la pesada tos de las mañanas.
  5. Mejora el sentido del gusto y el olfato, y se disfruta más de lo que se come.
  6. Los dientes dejan de estar coloreados y el aliento es más fresco.
  7. La ropa, el cabello y el cuerpo dejan de oler siempre a tabaco. El perfume dura más.
  8. Mejora el aspecto físico, la tersura de la piel y el pelo tendrá más brillo.
  9. Devuelve vitalidad y se tolera mejor el esfuerzo físico.
  10. Es el momento de concederse caprichos de los que te estaba privando el tabaco.

Normas básicas para no engordar al dejar de fumar:

CANTIDADES A MEDIDA
Las cantidades de cada plato deben distintas según las particularidades de cada uno; teniendo en cuenta que las raciones medias para los primeros platos son 2 cazos, y 130-150 gramos para las carnes y los pescados.

PAN DIARIO:
Incluir pan en comida y cena, y la cantidad que se propone en cada una de esas tomas es de unos 50 gramos (1 rebanada de 5 dedos de grosor del de barra). Si en el menú del día hay pasta o arroz o legumbre, es preferible reducir la cantidad que se sugiere de pan. La mejor elección es el integral, puesto que al ser rico en fibra aporta mayor sensación de saciedad.

AZÚCAR:
Puedes reemplazarlo por edulcorantes no calóricos como la sacarina y el ciclamato.

ACEITE COMIDA Y CENA:
Se ha de utilizar con moderación. El aceite de oliva es más adecuado para freír porque aguanta más las altas temperaturas que los de las semillas – girasol, maíz, soja – pero en crudo pueden emplearse todo tipo de aceites. Eso sí, al tener un sabor más fuerte, el de oliva suele precisarse en menor cantidad que los de semillas, lo que supone menos calorías.

EN LA DESPENSA HAY QUE TENER:
Leche desnatada o semidesnatada, pan tostado, fruta del tiempo, lechuga, yogures desnatados, huevos, patatas, infusiones, soja, pasta, queso fresco, arroz.

LOS MENÚS DEBEN CONTENER EN GRAN MEDIDA:
Verduras frescas o congeladas, fundamentalmente espinacas, acelga, tomate, puerro, brócoli y judías verdes y guisantes. Legumbres: lentejas y garbanzos. Pescado fresco o congelado, fundamentalmente merluza y bacalao. Pollo, conejo o pavo.

Cada vez que se sientan ganas de fumar, beber un vaso de agua
La nicotina es soluble en agua por lo que es bueno beber abundante agua durante todo el día (al menos 6-8 vasos diarios).

Echar mano de alimentos que limpian el organismo
Haz acopio de frutas y verduras fáciles de comer y muy eficaces para combatir el apetito y la ansiedad como el apio, los espárragos fresco, peras y las manzanas.

Si se necesita, ayudarse de complementos dietéticos

  • Cola de caballo
  • Diente de león
  • Ortosifón
  • Vara de oro
  • Gayuba

Además de agua se pueden beber infusiones

  • té rojo
  • té verde

O bebidas light u otras bebidas vegetales

No al chocolate
Cuando se sientan las ganas de dulce, optar por un yogur de frutas desnatado, unos biscotes que se toman junto con una mermelada sin azúcar añadido o un plátano. Son alimentos de agradable sabor dulce, menos energéticos que el chocolate y que aportan mayor sensación de saciedad.

Caramelos y chicles sin azúcar
También son útiles como sustitutivo del cigarrillo.

No al alcohol
Bajo sus efectos se pueden sentir de nuevo ganas de fumar. En caso de tener el hábito, se debe consumir con moderación. Limitar a 1 vaso ó 1 botellín pequeño la ingesta diaria de bebidas alcohólicas de baja graduación como cerveza o sidra o vino si eres mujer, o a 2 de dichas unidades, si eres hombre.

Moderar los estimulantes
Sustituir las bebidas y alimentos estimulantes -café, bebidas de cola, chocolate…-, por malta o descafeinado, infusiones relajantes, zumos, etc., ya que los estimulantes aumentan la ansiedad y pueden hacer que comas mayor cantidad de lo que necesitas en realidad.

Evitar condimentos fuertes
La mostaza, la pimienta, y el chile estimulan el apetito y crean hábito.

Fuente: Consumer.es